El vuelo de la avutarda

 

17.3.06

Breves, y dudas de andar por casa

Esta noche, a estas horas, en el casco antiguo de Barcelona se está intentando celebrar un macrobotellón. Digo que se está intentando, porque no sólo están convocadas todas las personas que han recibido una invitación virtual a través del correo electrónico o del teléfono móvil, sino que el concejal de turno ha dispuesto que la zona prevista para el acontecimiento sea invadida por unos 350 agentes de la Guàrdia Urbana y por un equipo de limpieza que va regando las calles para evitar que la gente se siente en el suelo (sic). Ante este asunto, y sin que sirva de justificación sobre actos vandálicos, yo me pregunto:

1. ¿Los policías pueden beber estando de servicio?
2. ¿Hace falta malgastar agua sólo para evitar que la gente se siente en el suelo? ¿Qué ocurrirá si alguno se sienta? ¿Le multarán por llevar los pantalones mojados?
3. ¿La policía local de un municipio tiene potestad para pedir a los tenderos de una zona que no vendan alcohol para ser ingerido en la calle? ¿Los tenderos deben exigir juramento sobre el consumo bajo techo? ¿Heredaremos la costumbre norteamericana de la Ley Seca por la cual una bebida alcohólica lo es menos si está envuelta en una bolsa de papel?
4. Si lo que importa es que la juventud no se emborrache, ¿por qué se mantiene la venta de alcohol en locales?
5. Si lo que importa es que la juventud no monte follones en la vía pública, ¿por qué no se incide en las causas que motivan esos comportamientos?
6. Y finalmente..., ¿por qué nuestras autoridades olvidan continuamente que ellos también tenían un sentido lúdico de la vida hace unas cuantas décadas?

Anoche, en Tarragona, la policía local logró frustar una fiesta ilegal mediante la confiscación de toda botella de alcohol que fuera transportada en un vehículo particular hacia la zona del botellonus interruptus. Desconozco si existe una ley que autorice a este tipo de registros sin una orden judicial. Desconozco igualmente si para este caso hubo una orden judicial, como desconozco si el hecho de transportar bebidas alcohólicas es constitutivo de falta o delito. Esta mañana la policía ha devuelto las bebidas a sus propietarios.


La FIFA ha decidido establecer una ley según la cual sancionará con tres puntos a aquel equipo en cuyo campo se realicen proclamas racistas, seis puntos en caso de reincidencia, y descalificación y descenso de categoría en aquellos casos en que la gente sea imbécil por tercera vez. Vale. ¿Cuándo se castigará a aquellos que tildan a un jugador de maricón o hijo de puta? Al menos en el color de la piel no hay duda. En los otros casos, a veces sí.


Nota para la compañía que finalmente se quede con Endesa:
por favor, cuando puedan, arréglenselas para evitar que un corte de luz se transforme en una agonía para sus clientes, que son los que les pagan cada mes (por si no se habían enterado). El pasado viernes, estuvimos seis horas sin luz, y todo porque en su servicio de averías ni siquiera se habían dado cuenta de que había todo un ramal que se había ido a tomarse unas cañas hasta que me dio por llamarles, a eso de las siete de la mañana. Para más referencias, contacten conmigo mismo como sufridor abonado de Fecsa o pregunten a cualquiera que pague los recibos a Sevillana de Electricidad, por ejemplo. Cualquiera de nosotros le pondremos al corriente de lo que no hay que hacer cuando se presta ¿servicio? a un cliente. Gracias. (Menudo marrón les ha caído. ¿Seguro que les interesa comprar Endesa?)


Dicen por la tele que Fernando Alonso soportará temperaturas de hasta 60ºC en su monoplaza durante el Gran Premio de Malasia. Yo conozco a uno que soportó esas mismas temperaturas en su puesto de trabajo durante años, y las alternó con la entrada a cámaras frigoríficas de -18ºC y la manipulación de un túnel de frío a -30ºC. Y no cobraba lo mismo, creo yo. Y eso que el trabajo era nocturno. ¡Pobre Alonso!

¿Pobre Alonso?

Tags: , , ,

 

4 comentarios:

Blogger Sergio dijo (18/3/06 11:47):  

Al igual que dices lo de Alonso, te digo yo lo de Eto'o, que por eso ha sido todo esto. La verdad, por 600 u 800 kilos al año, a mí que me llamen negro, hijo de puta, maricón o lo que le de la gana a la afición (toma rima, joer es que soy un poeta).
Lo de la botellona (como se dice por aquí) ya es algo más serio, ¿tu ves? hay que sopesar los pros y los contras. Yo, como ya digo muchas veces, inventé eso de la botellona o botellón. La diferencia está en lo de antes y lo de ahora. Nuestros padres se ponían hasta el culo también a su forma, reunidos en locales o lo que sea. El asunto va peor en estos tiempos: si reúnes a 10.000 jóvemes en una plaza, los hay que se ponen hasta el culo de alcohol y de los que se ponen de cosas más serias. Luego, esos 10.000 se dispersan por toda la urbe haciendo uso de las consecuencias derivadas de sus consumos: no es lo mismo un botellón habitual que uno de 10.000 personas, no señor. ¿Divertirse? Por supuesto, que no falte. Pero es un problema. Y es que un chaval de 18 años con cien pavos en el bolsillo un sábado es un problema gordo. ¿que tu economía no te permite beber en un bar? Pues cuando seas padre comerás huevos. Yo, cuando no tenía un duro, iba de botellón, con la noble intención de comerme una boquita aquí y allá. Hoy, el 70% de la peña se va de desfase químico total. No es lo mismo hoy que ayer. (¿ya hablo como mi madre?).
Y lo de Endesa, Sevillana (por la parte que me toca como andaluz...) Nada que dicer, me destapo el sombrero. No saben esos lo que quieren comprar.



Blogger Sergio dijo (18/3/06 11:53):  

Uy un apunte: ya que ha salido todo esto a raíz de los insultos a un jugador: los árbitros son víctimas de insultos de toda índole desde que el fútbol lo inventaron los chinos. Reciben cartas amenazantes en su casa, son apedreados, escupidos y muchas veces tienen que salir escoltados por la poli del estadio. ¿Cuánto cobra un árbitro?
- Pero hijo, Menjuto no genera la misma pasta que Ronaldo
Es verdad, mamá. ¡Seré tonto!.



Blogger Josep dijo (18/3/06 17:20):  

Insisto en que no defiendo el botellón como causa de desfase entre la población (hala, a mí también me salen pareados, toma ya). De hecho, yo nunca le he visto la gracia a ponerse morao, ni con alcohol ni con cualquier otra sustancia. Pero no tengo claro que la forma de evitarlos sea transformar una ciudad en un sitio. Y dudo que confiscar botellas sea legal. No lo digo en defensa de los botelloneros, sino como crítica a unas actuaciones que deberían ser algo más cuidadosas con las formas, que ya se sabe que la mujer del César no sólo debe ser honrada...

Lo de Eto'o, Alonso, y otros seres de lágrima fácil... pues eso, que da gusto ver la sensibilidad que tienen algunas personas que ganan cantidades pornográficas por cada actuación. Lo que dices tú: que me paguen una pasta y que me llamen negro, maricón o lo que les venga en gana, que yo reinventaré a Luis de Góngora y Argote: "ande yo caliente e insúlteme la gente".

Sobre los que ahora van diciendo en los anuncios que contrates hechos, no palabras (juaaa juaaa juaaaa): conste que hace tiempo quise cambiarme a Iberdrola, a ver qué tal... Lo dejé estar porque:

1. El cambio de compañía sólo presupone que cambia tu acreedor, no las infraestructuras que te abastecen (tá claro). Un inciso: ayer en TV3 decían que en unos pueblos de Tarragona hace 85 años que Fecsa no mejora los cables de media tensión; las imágenes eran espectaculares.

2. Resulta que no sé por qué chuminada, si tú tienes doble tarifa (diurna-nocturna), primero tienes que cambiar a tarifa única para poder hacer el cambio.

3. Las diferencias de precio tampoco son nada del otro jueves. Y si a fin de cuentas, me van a cortar la luz igualmente en cuanto se mee una rata o sople un poco de brisa (o en el caso de Sevillana en cuanto diez personas enciendan a la vez el aire acondicionado), pues para ese viaje no necesito alforjas.

Nota: he editado el texto sobre Alonso para añadir una puntilla final. Creo que queda mejor ahora.



Blogger Ali dijo (21/3/06 08:44):  

A mí Alonso no me da ninguna pena. Soy así de mala persona.

Sobre lo del botellón, pues no, no me parece bien malgastar agua (no está el horno para bollos) y, no sé en Barcelona, pero te aseguro que en Madrid puedes comprar alcohol más allá de las 10 de la noche (y está prohibido). Estoy de acuerdo en que habría que investigar las causas sobre por qué muchos jóvenes encuentran la diversión en esa forma (yo tengo algunas ideas).

Un besito, Josep.



El vuelo de la avutarda. Periodismo de andar por casa
Un intento de blog mantenido por Josep Camós
IBSN 0-000-1010-00


Website Powered by Blogger Trackback by HaloScan.com Creative Commons License Caja negra Valid XHTML 1.0 Transitional